: Inicio » Noticias, Portada » La Casa del Terror de l’Olleria, preparada para recibir nuevos “huespedes”

Vuelve la Casa del Terror, todo un clásico en  la Fira de l’Olleria  con novedades sólo desvelables para los adictos y otros “valientes” dispuestos a entrar en ella.  Como todos los años  La Banda de Cornetas y Tambores del Stmo. Crist de la Palma,  grupo organizador de la “Casa del Terror”,  prepara con toda la ilusión (y profesionalidad) el evento, con el fin de volver a sorprender (y si se puede asustar)  a la legión de fieles que año tras año,  valoran y premian  esta atracción/espectáculo.

Se podría pensar, que esta idea surge de ver atracciones similares en alguna feria o parque temático, pero nada más lejos de la ficción.   La idea surgió en las Fiestas Patronales de Ibi,  cuando en algún desplazamiento de la Banda de Cornetas tenían quedarse a dormir.  El lugar para pasar la noche era una casa antigua. Acabadas las actuaciones,  hacían un recorrido por la casa,  hecho que aprovechaban los más veteranos,  para esconderse y asustar al resto (angelitos ¡¡¡).  La diversión estaba garantizada de forma espontánea y desde ahi, se propuso la idea de llevarlo a cabo en l’Olleria.   La feliz idea se ha convertido en todo un éxito,  siendo unos de los reclamos,  dentro de la Fira más importantes,  incluso para vecinos de otras poblaciones, que se desplazan a propósito a l’Olleria para visitar “la Casa” y  poner a prueba sus pulsaciones. Los años y la experiencia, les ha permitido perfeccionar la idea hasta lo que és hoy en dia.

 

Un mínimo de 25 personas participan en el proyecto, para desarrollar esta “idea”,  que lleva  la friolera de 17 temporadas, en las que año tras año innovan el espectáculo para sorpresa de los que creian tenerlo todo visto. Todos estos años dan para muchas anecdotas,  por mencionar algunas cuentan que en los principios de la Casa del Terror,  “alguien”,  tenía que hacerse el muerto en mitad de un pasillo.  Simplemente pernacer allí inmovil durante la función.  Después de que su cuerpo fuese testigo del paso de “tropecientas” personas y acabada la función del día,  los componentes la banda lo hecharon en falta.  Buscando lo encontraron en el mismo sitio  donde permanecia inerte.  Acercándose más, se apreciaba una respiración fuerte.  El caso fué que practicamente  este “personaje”, se pasó la función poseido por el cansancio.  Estuvo durmiendo varias horas sin percatarse de nada.

Si usted está dentro y derepente se encienden todas las luces…….  no se preocupe,  todos los años siempre hay como mínimo una persona (casi siempre la misma), que sufre un ataque de nervios,  quizás se deba a que se lo recomendaron como terápia para superar algún miedo,   el caso es que al final siempre acaba el “recorrido” y se rie del mal rato que ha pasado.

Otra anécdota memorable, es el de una presentadora de televisión, que todos los años tiene a bien visitar la “Casa” para hacer un reportaje.  La simpática presentadora  desde la primera vez que vino, solo impone una condición….  todas las luces deben estar encendidas.  Podría deberse a un trauma infantil,  pero nada más lejos de la realidad,  tan solo es la consecuencia del “susto” que recibió por parte de algún componente de la banda en su primera visita a las instalaciones.

Fuere como fuere, la Casa del Terror, tiene identidad propia y a día de hoy, aún se desconoce quien se lo pasa mejor, si el visitante o el morador.  Es una atracción completa en lo que a nivel de descarga de adrenalina se refiere, y desde estas líneas animamos a que una vez más se dejen abrazar por el terror, de la mano de esta siempre activa Banda de Cornetas y Tambores de l’Olleria

 

 

© 2012 Portal de L'Olleria digitalcef.com